03
Feb
11

Top 5: Los ‘outsiders’ de los All Star


Esta noche se sabrán los jugadores que completarán a los diez elegidos por medio de votación en el inminente All Star que este año se celebrará en Los Angeles. Siete nombres por cada conferencia para rellenar una cita que temporada a temporada va debilitándose por la falta de novedades y porque hay que rizar el rizo para sorprender al ojo del aficionado descreído por tanto mate de póster y figuritas en el aire. Los debates están abiertos desde hace días, los lobbies hacen campaña profulanito o promenganito y los vídeos promocionales cada vez son más frecuentes e ingeniosos (algunos, no todos). Pero si repasamos las listas recientes (yo lo he hecho hasta el 1980), en los últimos años encontramos apellidos que nos chocan, cuyo brillo a lo largo de su carrera no corresponden con la definición que consideramos debe tener un All Star. Como esto es una visión subjetiva, acepto todo tipo de críticas y abro aquí un nuevo debate para que los sabios refutéis mis teorías e impongáis otros ‘outsiders’ que se colaron de refilón por la fiesta más luminosa del firmamento del basketball universal. Mo, otra vez te la pongo a puerta vacía.

1. Jamaal Magloire (2004)

Un clásico cuando se habla sobre los barrios bajos del All Star. El indiscutible líder de los ‘outsiders’ que un día se colaron en la ‘fiesta del Ecuador’ de la NBA. Siempre aparece en las listas de los jugadores menos destacados que han probado la miel del Partido de las Estrellas. Fue en el 2004 cuando el ‘center’ canadiense se coló en el banquillo del Este entrenado por el ‘Amarrategui Blues’ Rick Carlisle, ante todo por la falta de talento reinante en las zonas de esa costa. El ‘Bad Boy’ Ben Wallace, con casi dos millones de fans, fue el más votado en una lista en la que Magloire fue el tercero más popular por encima de Eddie Curry cuando jugaba al básket y no solo cobraba y se arruinaba y siguiendo al veteranísimo Zo Mourning, que esa temporada fue trasplantado de un riñón y no podía jugar. En fin, que o resucitaban al Cid o no había otro.

Y con todo, este armario del programa de la Universidad de Kentucky, que no es decir poco, hizo un partido para enmarcar. Seguro que le enseña el DVD a sus nietos. Con el Staples como marco, el fierecillo Wildcat, ahora interior de rotación de los Heat, se fue hasta los 19 puntacos, siendo el máximo anotador de un equipo que contaba con ‘ballers’ como Carter, Iverson, McGrady o Pierce.

No obstante, la temporada 2003-2004 fue de largo la mejor de este pívot de 32 años nacido en Toronto, pero con sangre de Trinidad y Tobago. Drafteado por Charlotte, colideró con Baron Davis a los Hornets en su segundo año en Nueva Orleans, llegando a la primera ronda del playoff. Para más gloria, esa campaña logró la nominación de ‘Mejor jugador’ del mes de Abril en la conferencia Este y concluyó como el séptimo mejor reboteador de la Liga.  Parecía que había llegado su momento. Por lo menos en los despachos así fue. Magloire se fue hasta los 13.6 puntos y 10.3 rebotes, datos que ya no igualaría en su carrera después de firmar ese verano, casualmente, un nuevo contrato (pasó de llevarse calentito 1 millón a domiciliar 8 millones en su cuenta de ahorros).

Desde esa firma ha ido casi a equipo por año hasta recaer en Miami como un jubilado haciendo horas extras con un contrato mínimo mientras acompaña a los ‘Tres Amigos’ de South Beach. En sus once cursos en la NBA, el pívot atesora 7.6 puntos y 6.7 rebotes de promedio, muy poco para un All Star. Pero, que le quiten lo bailao.

Estadísticas en su All Star: 21 minutos, 19 puntos (9/16 t2, 1/2 tl), 8 rebotes, 1 asistencia y 1 tapón

2. Tyrone Hill (1995)

Tyrone Hill (34) y Dana Barros (3)

Su puntiaguda calva hace reconocible a Tyrone Hill a unos 20 kilómetros a la redonda. Por contra, este pívot fibroso de largas zarpas no será recordado por sus excelencias en la pista, pero sí porque fue un serio y comprometido profesional que se fraguó una carrera gracias a su buen hacer bajo los tableros. ¿Tanto como para ser All Star?

Hill es un ‘carpanta’ que pertence al Top 100 de reboteadores (bueno, es justo el 100) y que cuenta en su palmarés con una presencia en el All Star de 1995 celebrado en el America West Arena de Phoenix. Entonces formaba parte de los Cleveland Cavaliers, equipo del estado de Ohio, al que está estrechamente unido. Nació en el estado de Buckeye, concretamente en Cincinnati en 1969, y fue ídolo de los ‘musketeers’ de la universidad de Xavier (20-12 en su temporada senior) y más tarde desarrolló en los Cavs, durante dos etapas diferentes, un total de seis temporadas de las catorce que su cogote puntiagudo habitó en la mejor Liga del universo.

Esa noche en Arizona, Tyrone Hill formó en un banquillo junto a otro de los candidatos a esta clasificación, Dana Barros, el año que el escolta del Boston College se hizo con el premio al jugador más mejorado. Realmente fue una de las pocas campañas en las que el entonces gran triplista de los Sixers pudo jugar de titular y no como recurso de banquillo. Pero esa es otra historia.

Volvamos con nuestro protagonista. Hill también vivió su experiencia más excitante en la Ciudad de la Campana, con cuyo equipo disputó una de las Finales más desiguales de la historia de la NBA en el 2001 entre Sixers y Lakers. Cinco años antes, Tyrone se plantó en Phoenix siendo el jugador que menos estuvo en pista en ese All Star. Sus credenciales para asistir a esa cita no habían sido tan malas, ya que promedió esa temporada 13.8 puntos y 10.9 rebotes, números superiores a los cifrados a lo largo de su carrera (9.4-8.6). Un accidente de tráfico antes de iniciarse la temporada 1995-96 limitó su eficacia, le dejó en el dique seco durante varios meses y terminó siendo traspasado a Seattle a cambio de Shawn Kemp. Sus últimos encuentros los disputó con los Heat a principios del 2004.

Estadísticas en su All Star: 6 minutos, 2 puntos (1/1 t2) y 4 rebotes

3. Chris Gatling (1997)

Tengo que reconocer mi profunda admiración por Chris Gatling. Uno de esos jugadores que te llaman la atención tanto por la peculiaridad de su fisionomía (regordete y con su inseparable cinta de pelo) y de su generosa manera de interpretar el juego en cantidad de esfuerzo. No obstante, dos son las circunstancias que hacen a Gatling un personaje especial, un ‘freak’ de los nostálgicos, cuyo perfil, si no lo ha hecho ya, espero que firme Costalgaraldals: el tatuaje del conejito de las pilas por el que, además de por su estilo de juego, le apodaron ‘The Energizer’ y por la historia que escondía la cicatriz que se deslizaba por su cráneo. Chris fue sometido a una delicada operación en la cabeza para liberar una fuerte hemorragea y añadirle una placa protectora en los huesos que rodean el cerebro tras sufrir un accidente en 1985 cuando se le cayó encima el capó de la furgoneta que estaba limpiando junto a su padre. El golpe le produjo problemas sensoriales y una parálisis en el lado derecho que superó antes de entrar en la universidad de Old Dominion. Pese al cariño que proceso a este chico de New Jersey, no por eso hay que negar que su inclusión en el All Star de 1997, al que entró como sustituto del lesionado Clyde Drexler, no está en consonancia con el valor total de su carrera. Cachis…

Gatling fue uno de esos jugadores que siempre daba lo máximo que podía y que, normalmente, salía desde el banquillo para elevar el tono del encuentro en cuanto a actividad. Peleón y luchador, sabía zafarse de rivales más altos en posiciones interiores (2.08). Quizá su etapa más carismática fue la primera, con los Golden State de Hardaway, Mullin, Marciulionis y Richmond y posteriormente con Webber en los que encajó gracias a que era de los pocos interiores que podía seguir el ritmo eléctrico que imponía Don Nelson.

Tras un breve paso por Miami, fue en Dallas y desde la posición de sexto hombre (19.1 puntos y 7.9 rebotes), cuando llegó a tocar el techo. Su All Star, el de 1997, se disputó en Cleveland y fue Rudy Tomjanovich el responsable de su reclutamiento. Pocos días después de este hecho, cénit de su carrera, sería traspasado a los Nets de su estado natal, comenzando un continuo ir y venir que le llevó a vestir cinco camisetas más hasta despedirse de la NBA en el 2002 jugando para (y van tres) Miami Heat. No se retiraría hasta un año más tarde después de probar su suerte en el CSKA Moscú (cortado después de seis partidos de Euroliga y reemplazado por su ‘excompi’ en GSW, Victor Alexander) y cerrar su carrera en el mítica Scavolini de Pésaro italiano.

En la NBA llegó a jugar 700 partidos, dándose la curiosidad de disputar un total de 85 en la campaña 1999-2000 al jugar en dos equipos distintos (Orlando y Denver). Sus promedios fueron de 10.3 puntos y 5.3 rebotes. Lideró en porcentaje de tiro lo Liga (63.3%) en 1994-95 después de recibir un entrenamiento especial por parte del Celtic Dave Cowens, zurdo como él. Con la selección de Estados Unidos fue medalla de bronce en el Mundial de Argentina. Es propietario de una peluquería en Oakland.

Estadísticas en su All Star: 12 minutos, 2 puntos (1/8 t2) , 2 rebotes y 1 robo.

4. Dale Davis (2000)

Lo siento por Dennis Mora, que quizá lo tiene en sus altares, pero me chirría, con todos mis respetos, que un ‘tronquete’ como Dale Davis se colara en el All Star del Nuevo Milenio celebrado en Oakland como representante de aquellos maravillosos Pacers. Vale que en esta campaña el conjunto de Larry Bird se confrontara con los Lakers en la Final de la NBA y que completara su séptimo curso como mejor reboteador de la franquicia (récord que nadie ha batido), logros que le servirían para obtener un jugoso contrato al año siguiente con los Jail Blazers (6 millones en un intercambio que llevó a Jermaine O’Neal a los Pacers), pero con todo no me encaja que Jeff Van Gundy lo seleccionara en el Este.

‘Doble D’ formó una pareja de rocosos pívots (medía 2,11) con su ‘hermano’ Antonio, aunque a él le tocaba la labor oscura de los codazos y los bloqueos para que Reggie Miller, Mullin o Rose ejecutaran desde la larga distancia. Este producto de Clemson (compañero en la ‘uni’ de Elden Campbel)  promedió en la campaña 1999-2000 casi un ‘doble-doble’ (10 puntos y 9.9 rebotes), lo que, estadísticamente, no fue ni su mejor año, ni el segundo, ni el tercero. Davis se retiró en Detroit después de jugar más de 1.000 partidos (1.098) como profesional en 16 temporadas (1991-2006) y ser el vigésimo en la lista de reboteadores ofensivos de la historia de la Liga. Entre sus curiosidades, utilizó los 77 millones que atesoró en su carrera ha sido copropietario de un equipo de la Nascar e hizo sus pinitos dentro del cine dirigiendo y produciendo alguna que otra peliculilla de perfil bajo.

Estadísticas en su All Star: 14 minutos, 4 puntos (2/3 t2), 8 rebotes y 1 asistencia.

5. Chris Kaman (2010)

El ‘alemán’ de Michigan ha pasado de estar en el All Star de Dallas como sustituto del lesionado Brandon Roy a estar cuestionado en su equipo, Los Angeles Clippers, y sonar en rumores de traspasos. El pívot de Michigan se ganó una plaza en el Oeste después de dar la paliza en los medios por los méritos que acumulaba en un equipo que no llegaba al 50% de victorias y no cortarse la lengua y declararse ‘elegible’ por encima de Pau Gasol, que había comenzado el año lesionado tras su paso por el Europeo. Finalmente, George Karl se apiadó de él y lo llamó a filas aunque fuera por la puerta de atrás, que no por Puertatrás, y pese a que no había entrado ni entre los cinco pívots más votados del Oeste. Este amante de hacer vídeo explotando cosas o utilizando armas de fuego pudo cumplir sus deseos y estar presente en una cita de las Estrellas cuando, ni mucho menos, pertenece a la constelación de la NBA.

Kaman alcanzó la gloria con 27 añazos y tras firmas sus mejores números desde que llegó a los Clippers en el verano del 2003 desde la Universidad de Central Michigan: 18.5 puntos y 9.3 rebotes. La irrupción meteórica de DeAndre Jordan y Blake Griffin en el interior de la zona del Atlético de LA le han apartado de las preferencias de los seguidores del Staples a sus ‘siete pies’ de ascendencia teutona y sus promedios se han visto más que mermados (10.5 puntos y 7.1 rebotes) debido a las lesiones. ‘The Caverman’ solo ha jugado diez partidos esta temporada con problemas en un tobillo y se esperaba que pronto volviera a las pistas.

Estadísticas en su All Star: 10 minutos, 4 puntos (2/4 t2), 3 rebotes y 1 asistencia.

En el banquillo:

Dana Barros (1995)

Rickey Green (1984)

Mark Eaton (1988)

Lonie Shelton (1982)

Kermit Washington (1980)

Mehmet Okur (2007)


13 Responses to “Top 5: Los ‘outsiders’ de los All Star”


  1. 4 febrero 2011 a las 9:36

    Si que chirria Dale Davis😄 aunque bueno, como dices, el juego sucio, el de los bajos fondos nunca se es tan reconocido como el vistoso, ¿un premio excesivo? Quizás, pero el tio hacia el trabajo que le encomendaban y tuvo su premio en forma de All Star

  2. 2 dmerida
    4 febrero 2011 a las 10:57

    Sin duda, Jamaal Magloire. Cuando lo vi en aquel All Star, no es que dijese… ¡¡pero este tío quien es!!, pero vaya casi casi…
    Las de Kaman y Okur se “justifican” en el hecho de que tampoco había demasiados cincos de calidad All Star en la conferencia oeste en sus años

    • 3 sraly
      4 febrero 2011 a las 11:17

      @dennis_mora91 Pues si lo dices tú, no hay nada mças que decir. Quizá lo injusto de esta lista es que, menos Gatling, el resto son jugadores cuya mejor cualidad no es la anotación y los grandes movimientos al poste. He sido cruel con esta clase de currelas necesarios para tener un gran equipo. La cosa es que si la configuración de un All Star está hecha para que entren encargados de hacer bloqueos y defender o solo para vendedores de canastas imposibles y mates extreminadores.

      Saludos

      @dmerida La verdad es que la sequía de ‘cincos’ o que las grandes figuras de una posición durman en la misma orilla, hace que en ocasiones se hayan colado algún que otro All Star sospechoso. ¿Al próximo irá Sinanovic? Jajajaja

      Un abrazo y gracias por comentar

  3. 4 febrero 2011 a las 11:11

    Soy fan de Chris Gatling, ahora que sé que tiene una peluquería en Oakland ya puedo planificar un viaje para entrevistarle. Me voy dejando el pelo largo…

    Quizá en la lista de ‘outsiders’ habría que añadir a Marques Johnson, que con la camiseta de los Clippers -y nada menos que en el All Strar de 1986- no era ni una sombra del que fue en Milwaukee. Quizá fue un premio a su brillante carrera, pero en el ’86 no estaba para grandes eventos.

    Un saludo crack!

    • 5 sraly
      4 febrero 2011 a las 11:14

      @Jacobo Rivero Estuve a punto de añadir a Marques, pero al final creí que, como apuntas, no era conveniente porque su carrera fue mas que brillante y no conjugaba bien con los integrantes de esta lista, más bien jugadores subidos al andamio o éxitos de una temporada o dos.

      Primero nos vamos a NY con mi amiga armena y luego nos vamos una vuelta por el Sol de California.

      Saludos, crack

  4. 6 gurrea
    4 febrero 2011 a las 11:54

    Buena selección. Quizás el único que no se merece estar ahí es Gatling. Para mi fue bastante más patético la elección de Jayson Williams en el 98, otro del club “magloire”.
    Añadiría al banquillo si se puede a Steve Johnson y James Donaldson en el 88(lo tuvimos en ACB, creo que en Caja San Fernando), Michael Adams en el 92….

  5. 7 Logan
    4 febrero 2011 a las 12:37

    AC Green. El hombre que dejó fuera a Karl Malone por votos y que este les devolvió declarándose lesionado y metiéndole 62 a los Bucks. Grande Karl.

    • 8 sraly
      4 febrero 2011 a las 12:58

      @gurrea Con lo de Gatling tuve una discusión interior bastante gorda, aunque al final creo que se merecía entrar en el Top5. Quizá Jayson Williams lo excluí porque sí creo que era un jugador muy acorde con el espítiru All Star, muy espectacular y que en su mejor época en Sacramenteo tuvo muchísima repercusión por su espectacular forma de interpretar el juego de pase y transición. A James Donaldson debería estar en el banquillo, pero tuvo una carrera regular y quizá por eso me parecía más injusto. ¿Has visto los números de Michael Adams en las temporadas 91-92 y 92-93? 26.5-10.5 y 18.1-7.6.

      Gracias por comentar

      @Logan Qué pasa Logan???? Buena memoria. AC Green es otro que está en la cuerda floja, pero quizá fue un jugador más significativo en la década de los 80 y los 90. Ademas se merecía estar en el All Star simplemente por aguantar tanto sin foll…(pipipipipi).

      Un abrazo y saludos a la Social

      P.D: Ayer estuve hablando con un excompañero de equipo y no sabes cómo se echa de menos tener una Liga así por aquí abajo

      • 9 gurrea
        4 febrero 2011 a las 13:52

        Perdona srlay, me refería al Jayson Williams de los Nets, que vivió de rebotear y tener un ladrillo en lugar de mano.:D
        Es que Adams vivió de esas dos temporadas para vagabundear por la liga, un especie de Robert Pack.

        Al menos el pobre Lonnie Shelton ganó un anillo son seattle, no? Aunque luego fuera una estrella estrellada en el Garden, como tantos otros.

      • 10 sraly
        4 febrero 2011 a las 14:26

        @gurrea Tienes toda la razón, solapé dos décadas. Últimamente tengo unos lapsus imperdonables (véase ‘muñeca rusa’ más abajo). Cómo para no acordarse de Jayson Williams, claro merecedor de estar en esta lista, sí señor. En este blog he seguido alguno de los últimos lamentables episodios que ha vivido su carrera. A Adams lo salvé por esos dos cursos y porque sus estadísticas del año anterior me parecieron increíbles. Tirando de memoria, fue uno de mis candidatos fijos, pero luego reculé. Quizá se merecería estar en el banquillo Pero, bueno, aquí estamos para generar el debate y estoy feliz de haberlo conseguido y que recordemos viejos nombres. Muchas gracias Gurrea (algo que ver con el pueblo aragonés?) por participar tan activamente.

        @Almanzor Tienes razón en que, quizá menos Magloire (y habrá que ver Kaman), tanto Hill, como Gatling y Davis hicieron una carrera más que honrosa, pero creo que el ‘calificativo’ de All Star puede que sea demasiado para definirlas. Es evidente que en mi parecer pesan más razones estéticas que la labor subterránea que hicieran alguno de los aludidos (también me duele meter a Mark Eaton en el banquillo), pero lo que me gusta es que cada uno opinéis y aportéis otra visión. Te doy las gracias por ello. Los blogs los hacemos entre todos y ese sentimiento de comunidad es lo mejor de estar delante del ordenata tantas horas

        Un abrazo, crack!!!

  6. 4 febrero 2011 a las 13:09

    Está claro que a toro pasado, todos nos chirrían bastante, pero en su momento me parecieron elecciones justas (las que he vivido). Magloire firmaba una gran temporada en estadísticas y era el mejor pívot defensivo de su conferencia. Luego firmó el contrato y adiós, ahora es un paquete (bueno, desde el 2004 es paquete).

    Yo creo que estos jugadores, salvo Magloire, han tenido carreras muy meritorias en la NBA y esta única presencia es un premio con el que convivirán el resto de sus vidas. Otros tendrán MVPs, premios de máximos anotadores, etc, pero muchos de estos están en sus casas con los huesos molidos de matarse a coger rebotes, defender a los pívots estrellas y conseguir muchas victorias. Su momento de gloria en forma de All-Star es lo único que les queda. Y una entrada en el blog de baloncestistas, claro.

  7. 4 febrero 2011 a las 15:50

    Sí, yo creo que metería a Donaldson en mi Top 5.

    De tus 5, añadiría que Gatling, a pesar de tener menos nombre incluso que alguno de los otros cuatro, era probablemente el de más talento y calidad de los 5. Fue un muy buen jugador.

    Intentando hacer memoria y sin mirar nada, diría que en algún año suelto se colaron jugadores como Kevin Willis y Charles Oakley, que nunca lo eran. Pero tuvieron su momento de gloria.

    Lo de AC fue de traca…

    Y también aquel año en que lo fue Dale Ellis, incluso fue de titular (por encima de Drexler) debido a un fraude con las papeletas en Seattle.

    Saludos All-Stares.

    Por cierto, estoy muy disconforme con los elegidos como suplentes. ¿Donde están Randolph y Love?. O en su defecto, Aldridge, pero tampoco… no se, no se… ¿y que coño pinta Bosh ahí este año?.

  8. 13 gurrea
    4 febrero 2011 a las 17:43

    No tiene que ver con el pueblo aragonés, pero por razones del destino he terminado en zaragoza.
    Creo que hay tema para otro post de jugadores que fueron al all-star porque estaban de moda, ja, ja….Ellis, Willis, McDaniel, Ainge, Majerle, Blaylock, Coleman, Duckworth, Blackman, Robertson, Jeff Malone, Starks, BJ Armstrong….y un poquito más antiguos Steve Mix, Sam Lacey, Curtis Rowe…y una de mis decepciones Alvan Adams.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Únete a otros 9.408 seguidores

Nuestro twitter

Actualizaciones de Twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

Nuestro Facebook

El Calendario

febrero 2011
L M X J V S D
« Ene   Mar »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28  

El Mundial

BlogESfera Directorio de Blogs Hispanos - Agrega tu Blog

RSS Feed desconocido

  • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.

A %d blogueros les gusta esto: