22
Ene
10

Las lágrimas de Dalembert


Samuel Dalembert llegó al pabellón de los Sixers apenas treinta minutos antes de que comenzara el encuentro ante los Blazers. Cansado, sin casi dormir en los últimos días, el pívot haitiano no podía quitarse de su cabeza las imágenes de desesperación que habían recogido sus ojos en la breve e intensa visita que habçía realizado a la zona devastada por el terremoto la semana pasada. Llorando, Dalembert, que cuando era muy joven se fue a vivir con su abuela a Canadá, contó las visiones de los niños sin padres, las familias durmiendo al raso, las amputaciones masivas, la falta de salubridad en los hospitales, el caos para coordinar las ayudas… el infierno que está viviendo Haití.

Samuel está intentando recaudar fondos para enviar material indispensable en estos momentos. Su obsesión es conseguir carpas, toneladas de carpas, para dar un techo a todos aquellos que se han quedado sin casas. “Quizás el hecho de no tener una casa o un techo, sólo el hecho de tener esa carpa. Una familia de ocho podría quedarse en la carpa y sentirse bien de tener un techo sobre su cabeza y alguien que se preocupa por ellos. Por eso trato de ir y hacer lo mejor que puedo”. Dalembert apoya al proyecto Medishare. Pronto volverá a viajar a la zona con una misión de UNICEF, con la que colabora desde hace años para potenciar el desarrollo del estado más pobre del continente americano. “Estoy haciendo lo mejor que puedo. Voy a hacer otro viaje con UNICEF. Para tratar de sacar a todos los niños de ahí. Ya saben, aquí hay padres que están intentando adoptar hace dos o tres años. Ya saben… eso me frustra. Y los niños tienen padres ahí que quieren adoptar. Yo tengo cientos de padres, y hay un grupo de muchachos sentados con los malditos papeles. Todo lo que se necesita es una hora para repasar todo, ¿Entienden lo que digo?”.

Dalembert estuvo en las clínicas en las que se acumulan los heridos y que no tienen capacidad ni lo mínimamente necesario para atender a un desastre de esa magnitud. El Sixer vio escenas dantescas. “Vi como le amputaban la pierna a alguien en frente mío. Cirugías llevadas a cabo en la mesa de una cocina. Estoy hablando de una mesa de cocina plegable. Tengo imágenes perturbadoras. Y me duele. No había una sala de operaciones. Lo podía escuchar gritar. No había suficiente alcohol. Cosas que damos por aseguradas, saben. Tratemos de hacer que una botella de alcohol perdure”. Por no haber, no hay ni agua. “Se que necesitamos más. En el hospital del que les hablo, no entra ni una persona más. Caminamos sobre la gente. Con muchos mosquitos volando. Un par de personas se me acercaron y me dijeron: ‘Por favor, no he tomado agua en días’. Tuve que buscar en mi bolsa y darles una pequeña botella de agua. No podían estar más agradecidos”.

Dalembert relató como la ayuda está llegando, pero la desorganización y el caos provoca que el reparto fruto de la solidaridad mundial no sea acorde a la urgencia de la situación. Eso le frustra. “Los problemas siguen empeorando. No hay maquinaria para mover las cosas. Se está tardando mucho tiempo en ubicar a las personas. Se que todos están haciendo lo mejor que pueden. Pero es una locura”.

Sin dormir

Los niños son los más afectados por los terremotos. Y los que más han golpeado el corazón haitiano de Dalembert. “Lo que más me tocó el corazón fueron los niños. Muchos niños sin hogar”. Para ayudarles, el jugador de la NBA, que está poniendo la cara a la tragedia en Estados Unidos y siendo el principal portavoz para buscar ayuda, mantuvo reuniones de alto nivel. “Me reuní con el presidente. Alonzo Mourning y yo. Hablamos para ver lo que estaba pasando. La situación es tan crítica. Todos están tratando de hacer lo mejor que pueden. Pero el hecho de tener aviones que quieran aterrizar, pero que no puedan hacerlo por el tráfico… no se están poniendo las cosas en un orden de prioridad. Es mucho pedir, pero voy a intentar que las organizaciones se unan y trabajen unidas, para poder mejorar esta situación. Voy a hacer lo mejor que pueda. Lo único que puedo hacer desde aquí es intentar recaudar la mayor cantidad de dinero posible”.

El jugador dice que no puede pegar ojo, que le vienen a la cabeza todo lo que ha visto y la necesidad de seguir contribuyendo para hacer todo lo posible para echar una mano y concienciar a todos de que su apoyo es necesario. “Se que estamos pasando por un mal momento. Quería ir allí para contribuir. No lo se. Y eso que estoy cansado. No se que es lo que no me deja dormir. Sólo la necesidad de ayudar. La necesidad de poder llegar a esa gente necesitada. No voy a salvar a todo el país. Eso lo sé. Pero se que puedo ayudar mucho”. Ahora quiere mandar aviones con material e incluso con médicos. “Sigo tomando bebidas energéticas. Parezco un fantasma. No lo puedo creer. Estoy hablando con distintas organizaciones sobre como poder ayudar y donar aviones. Y voy a hacer algo en Filadelfia. Voy a hacer que un avión llegue aquí y junte cosas para llevar. También voy a hacer que la gente sepa que si los doctores quieren dar una mano, ese avión podrá llevarlos. Esperamos progresar mucho. Ojala podamos salvar más vidas”.

http://www.nbcphiladelphia.com/syndication?id=82221237&path=%2Fnews%2Fsports

Anuncios

0 Responses to “Las lágrimas de Dalembert”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Únete a otros 9.529 seguidores

Nuestro twitter

Actualizaciones de Twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

Nuestro Facebook

El Calendario

enero 2010
L M X J V S D
« Dic   Feb »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

El Mundial

BlogESfera Directorio de Blogs Hispanos - Agrega tu Blog

RSS Feed desconocido

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

A %d blogueros les gusta esto: